Entrada destacada

Conclusiones Mobile Insurance en Sudamérica y el mundo 2017 - TBI Unit

El devenir de una sociedad más conectada nos muestra un acostumbramiento general al uso de dispositivos móviles en los diferentes traslados...

jueves, 16 de octubre de 2008

¿Dónde se ubica la inteligencia estratégica en la planificación?


Cualquier proceso de definición de la estrategia implica una secuencia lógica mediante la cual la empresa se asegura que ha tomado todos los recaudos para su mejor definición.

Siguiendo a Mintzberg que concuerda con muchos otros autores que hablan del proceso de definición de la estrategia podemos decir que estos pasos pueden dividirse en:

1) Establecer la misión:
a. Definir el negocio
b.Definir los objetivos
2) Analizar el ambiente externo
a. Microambiente (Ambiente industrial)
b. Macroambiente
c. Evolución de oportunidades y amenazas
3) Revisar el ambiente interno
4) Definir la estrategia
5) Implementar la estrategia

Dentro de esta serie de pasos, la inteligencia de negocios ocupa un papel muy preponderante y su foco es el apartado 2 de esta secuencia, convirtiéndose en los ojos y la brújula en una maraña de variables que influye en una industria determinada.

Este ambiente puede ser vislumbrado bajo diversos aspectos y para cada uno de ellos existirá una metodología de explotación de fuentes diferentes que permitirá a quien busca la información contar con las herramientas adecuadas de acuerdo al objetivo deseado.

La revisión del ambiente externo puede ser dividida en Microambiente y Macroambiente.El primero es el más cercano a la empresa y en el que se incluyen más movimientos tácticos que estratégicos, los factores que definen este ambiente son:

· Los competidores
· Los proveedores
· Los clientes
· Los productos sustitutos
· Los competidores potenciales
· Los complementadores

La determinación del accionar y el poder relativo de cada factor muestra la situación estratégica de una empresa en la industria y con ella las oportunidades y amenazas detectadas. Este análisis puede ser estático si estamos planificando, pero como en la realidad estos factores son dinámicos a lo largo del tiempo es necesario tener un monitoreo constante.

Para ello es necesario que dentro de la empresa exista un estructura con conocimiento y agilidad desarrollada para dar la mejor información en el momento oportuno.

De nada sirve saber lo que el competidor está haciendo una vez que se terminó la planificación o un cambio de gustos de los consumidores una vez que se definió el producto o el servicio.

Esta área de servicios (Departamento de Inteligencia Competitiva) debe actuar con recursos escasos buscando el mejor aprovechamiento de los mismos en la determinación de las incógnitas estratégicas, dando soporte no solo a la dirección sino a los distintos ámbitos de la compañía y bajo distintos grados de detalle.

Las distintas metodologías que hoy se conocen van desde la investigación de mercado ( en sus distintas formas) hasta la realización de un benchmarking para poder de alguna manera buscar y comparar los mejores en su clase y el proceso deseado, pasando por deskresearch, mystery shopping y entrevistas en profundidad.

Dependiendo del factor analizado y de la información buscada será el tipo de metodología a aplicar.

El macroambiente un poco más lejano a la empresa y sobre el cuál muy pocas veces se puede influir, está formado por el factor político, social, cultural, tecnológico y económico. Estos factores solamente nos permiten pensar y adaptar nuestra empresa para obtener la mejor posición dentro de este esquema dado.

La mejor estrategia si no tiene en cuenta estos factores puede verse limitada y fracasar por no haberlos tenido en cuenta.

Una de las metodologías que permite su monitoreo es el análisis de factores y escenarios.Por eso podemos decir que la función de inteligencia cumple el papel inicial a la hora de planificar dentro de la empresa, es la que brinda el input y el análisis para poder armar el rompecabezas de una industria en un momento dado.

No hay comentarios: