Entrada destacada

Los bancos de Argentina siguen de cerca la realidad digital del país

Por noveno año consecutivo TBI Unit realizó el análisis del entorno digital bancario tomando como base el Customer Journey digital . Este ...

lunes, 10 de noviembre de 2008

¿Podrá pasar lo de 2001 en el mercado de telecomunicaciones durante 2009?


Para poder evaluar y entender lo que pasó hace falta contextualizar el país en ese entonces. Primero, recordar que teníamos un presidente débil, sin apoyo político, con grandes problemas de déficit y con imposibilidad o casi la cesación de pagos de la deuda. A esto en el flanco interno se sumaban la renuncia del vicepresidente, la llegada de Cavallo y el corralito como medida de emergencia, la desocupación creciente, la falta de credibilidad y la ausencia de apoyo, tanto de su partido como del Congreso. Esto desencadenó en una crisis institucional pocas veces vivida en nuestro país, que produjo la llegada y salida de 3 presidentes en muy poco tiempo. A esta crisis se le agrega que se declara la cesación de pagos del país y la devaluación feroz que dejó a casi toda la economía descolocada.

Ante este escenario el mercado de telecomunicaciones a nivel local no permaneció indemne. En el período 1999-2002, la telefonía fija medida en pesos cayó un 19% y en dólares descendió un 76% (hay que recordar que el dólar en esa época rozó los 4 pesos y se preveía que estuviera en valores cercanos a los 10 pesos). En cuanto a las líneas en servicio, pasamos del pico máximo en ese período de 8,4 millones a 7,9 o sea una caída de más de 500 mil líneas. Ante esta sangría de clientes, las compañías idearon planes que permitieron a los hogares controlar su gasto y consumir a través de tarjetas prepagas de telefonía fija, dando lugar a un crecimiento muy fuerte de su consumo.

El 2008 no será afectado por la crisis actual ya que se prevé que el número de líneas en servicio llegue a 9 millones dando un 1,4% de crecimiento con respecto al 2007 y un mercado de 7.300 millones de pesos en términos monetarios. Esto mostraría también un crecimiento del orden del 5% con respecto al año anterior. Pero la gran incógnita es el 2009, y bajo este parámetro y dadas las condiciones actuales que distan ciertamente de la crisis del 2001 podemos decir que no se prevé una caída parecida a ese período, aunque sí una desaceleración del crecimiento y retracción del consumo, que podría afectar el gasto promedio por línea y la reactivación del mercado de tarjetas prepagas de telefonía fija, sobre todo en aquellos hogares con menos recursos.
El ARPU en telefonía fija, se encuentra fijo en casi 20 dólares desde hace 4 años, pero en la crisis de 2001 llegó a valores cercanos a 13 dólares fruto de la devaluación de aquel momento. No es esperable una caída de esta magnitud pero ciertamente si el contexto mundial y local continúan no hay duda que descenderá, salvo que se de el aumento de tarifas y de esta manera se compensaría esta caída.

En la próxima edición analizaremos el mercado de telefonía celular y el de Internet.

No hay comentarios: